jueves, 7 de noviembre de 2013

Reportaje. Especial XVII Encuentro Nacional de Jóvenes de la Vera Cruz en Pilas (II).

Sin duda alguna, la celebración del XVII Encuentro Nacional de Jóvenes de la Vera Cruz en nuestra localidad nos dejó estampas insólitas, de difícil repetición y que ya quedan en la memoria de la Pilas Cofrade.

La  primitiva imagen titular del Santísimo Cristo de la Vera Cruz, hoy día retirada del culto y expuesta en la Sala de Juntas de la Ermita, fue la escogida por la Junta de Gobierno para que presidiese gran parte de los actos celebrados durante el fin de semana crucero en nuestro pueblo. Caso similar, ocurrió con la reliquia del Santo Lignum Crucis, protagonista junto a la imagen del Señor en estos dos días.


Como ya indicamos en el anterior reportaje, la Ermita de Belén había sido engalanada para la ocasión gracias a la labor de muchos jóvenes y hermanos colaboradores, que con su esfuerzo y tesón, contribuyeron al engrandecimiento de cada uno de los detalles que formaron este Encuentro de jóvenes cruceros.


Madre de Dios de Belén Coronada.
Las imágenes titulares fueron presentadas a los fieles bellamente. Así, la Santísima Virgen de Belén Coronada fue ataviada para la ocasión luciendo el manto que en la actualidad procesiona cada Jueves Santo, bordado en oro en 2005 sobre terciopelo azul bajo diseño de José Antonio Grande de León, al igual que la saya bordada en oro en 2001 sobre tisú blanco junto al traje del Divino Infante. Llevaba la Virgen fajín bordado en oro sobre mismo soporte por Bordados Rodríguez en 2006, la corona de plata de ley bañada en oro del orfebre Jesús Domínguez en 1956, ráfaga de rayos del taller de Seco Velasco en 1946, cetro y media luna dorados.


Primitivo crucificado de la Hermandad.
El primitivo crucificado aparecía situado en el presbiterio ante el altar mayor y bajo el relicario del Santo Lignum Crucis, escoltado por cuatro blandones que lo iluminaban y sendos ramos de margaritas de colores.


El plan de altar fue el mismo que pudimos ver para los cultos conmemorativos de la Coronación de la Virgen del pasado 12 de octubre, compuesto por los respiraderos del paso de palio situados en el frente de altar sobre el que se situaba candeleros que iluminaban a la Santísima Virgen, mientras que dos jarras de margaritas blancas completaban el conjunto.


Actual Cristo de la Vera Cruz.
Por su parte, la imagen del actual Cristo de la Vera Cruz aparecía en su capilla sin los ángeles pasionistas, iluminado por cuatro candeleros con cirios verdes, dos jarras de madera procedentes de su paso procesional con iris y margaritas morados y el frontal de los respiraderos de su paso de Jueves Santo.


En torno a las nueve de la noche del sábado 26 de octubre, las puertas de la Ermita de Belén se abrieron para dar paso al cortejo que trasladaría a la imagen del primitivo Cristo de la Vera Cruz a la Iglesia Parroquial, donde presidiría la celebración de la Santa Misa del Encuentro que tendría lugar en la mañana del domingo. 

Salida de la imagen desde la Ermita de Belén.
La Cruz de Guía de la Hermandad escoltada por dos cirios verdes, encabezó las representaciones de los distintos grupos de jóvenes, que portando cirios, acompañaron en su traslado al Cristo de la Vera Cruz Ocupando la presidencia, el Hermano Mayor de la Hermandad de Belén, así como los Presidentes del Grupo Joven de Belén, de la Confraternidad de Hermandades y de los Jóvenes de la Vera Cruz  con varas, mientras que un cuerpo de acólitos precedían la imagen.


Numerosos fueron los fieles que esperaron y acompañaron
a la imagen del antiguo Cristo de la Vera Cruz durante su traslado.

El primitivo titular iba sobre su Cruz tumbada y portada por hermanos de la Hermandad, mientras que el Cura Párroco y numerosos fieles, iban tras la imagen del crucificado acompañándolo con cantos y oraciones.

La imagen del Señor a su paso por la Plaza
Aviador Francisco Medina.
Recordemos que la última ocasión donde pudimos contemplar a esta imagen del Señor por las calles de Pilas fue durante el Vía Crucis Extraordinario celebrado en septiembre de 2009 para presidir el altar que la Hermandad de Belén instaló con motivo de la celebración de la Fiesta de la Espiga en Pilas con motivo del Centenario de la Adoración Nocturna. 

Plaza de Belén, Pineda, Plaza Mayor, Amelia de Vilallonga, Plaza Aviador  Francisco Medina e Iglesia Parroquial, fue el breve trayecto por el que pudimos disfrutar nuevamente de la imagen del primitivo Cristo de la Vera Cruz, que tras varias décadas sin hacerlo, volvió a visitar la Parroquia de Pilas.




El Hermano Mayor de la Hermandad en el centro, acompañado
por el Presidente del Grupo Joven a su derecha y el de la Confraternidad
de Hermandades de Vera Cruz a su izquierda. 
Llegada del Cristo a la Iglesia Parroquial de Santa María la Mayor.
Una vez allí, la imagen fue entronizada en el altar mayor, concluyendo el traslado con una oración a la Santísima Virgen. 

Un grupo de hermanos entronizaron la imagen
en el dosel colocado ante el altar mayor de la Parroquia. 
D. Manuel Ávalos, Cura Párroco, dirigiendo unas últimas
palabras para dar por finalizado el traslado. 
La noche siguió su curso y el cambio al horario de invierno permitió a los jóvenes y hermanos de la Hermandad a disfrutar de hora añadida a una velada que comenzó con la cena de confraternidad y que terminó a altas horas de la noche, donde no faltaron los cantes por sevillanas y los ¡vivas! a la Virgen de Belén. 


Fieles abarrotando la Parroquia de Pilas. 






Texto. Víctor M. Mudarra Fuentes. 
Fotografías. Carmen García de la Escosura, Joaquín Mudarra, Juan Valladares, Juan Moreno y Archivo de la Hdad. de Belén.

0 comentarios :

 
© 2008 | Blog creado por Víctor M. Mudarra Fuentes. Pilas Cofrade